Fue buena

21 enero 2016

Aussie Rules días 3/4

Filed under: General — Uri @ 14:56

Lleyton Hewitt fue un _________ (pueden completar la frase en los comentarios).

Pónganle el adjetivo que quieran. Después de casi 20 años en el tour, el australiano se retiró en su casa, rodeado de su familia, casi en una escena de película básica de Hollywood. Su despedida -derrota 6-2, 6-4 y 6-4 con David Ferrer- tuvo momentos de intensidad y hasta tuvo su berrinche contra el umpire Pascal Maria por un par de faltas de pie que le cantó.

Fue doble campeón de Grand Slam, también en Copa Davis y número 1 del mundo durante 80 semanas. Atravesó dos operaciones de cadera y volvió a ser competitivo


Llegó al tour como adolescente y vimos todo su proceso de maduración en la cancha. Desde el primer momento se destacó como un competidor voraz, que le inyectaba un sabor a batalla a cada partido. Su grito de guerra, el C’mon.

El respeto y la admiración de sus colegas brotó en las redes sociales.

 

 

 

 

El torneo también le preparó un homenaje en forma de video.

David Ferrer le pidió cambiar camisetas cuando terminó el partido…

 

Y hasta Twitter le preparó un Emoji #HewBeauty

 

Hewitt pudo despedirse en un Rod Laver Arena repleto con su familia acompañando. “No entendía lo que estaba pasado. Veía todo borroso y fui a buscar mis bolsos como de costumbre para dejar la cancha. Ahí se me acercó Craig Tiley (director del torneo) y me preguntó si quería hablar por TV y pensé que era bueno despedirme por última vez del público”, contó Hewitt en la rueda de prensa, donde terminó con una copa de champagne en la mano.

“Fue un poco extraño. Estás ahí en la cancha y obviamente te pasan tantas cosas por la cabeza. Tratás de de disfrtuarlo lo máximo posible por última vez. Había un ambiente increíble, hubo rugidos del público como nunca había escuchado. Se me puso la piel de gallina por momentos. Después ver el video y escuchar a todos esos grandes jugadores hablando de mí de esa manera fue bastante emocionante. Especialmente cuando volvés al vestuario, ahí te pega un poco más, porque estás con tus amigos más cercanos, con el equipo que tanto me ayudó… Es una sensación un poco extraña porque obviamente estás decepcionado por no seguir, pero al mismo tiempo orgulloso de la manera en lo que lo has hecho”.

Lleyton volverá a salir a la cancha esta noche, porque todavía juega en el dobles junto a Sam Groth. Luego, le espera la capitanía de Copa Davis, donde intentará guiar a los jóvenes Tomic, Kyrgios y Kokkinakis.
LA SORPRESA
El desgaste que provoca ganar un enorme partido, como fue el que Fernando Verdasco jugó ante Rafa Nadal. A los dos días, vuelvió a la cancha y no pudo con Dudi Sela, 87 del ranking. Verdasco jugó con la misma estrategia pero no estuvo fino: 63 errores no forzados ayudaron al 4-6, 6-3, 6-3, y 7-6 (4) del israelí, que en entres enfrentamientos previos no había podido ganar ni un set.

Como dato, siete de los últimos ocho jugadores en eliminar a Nadal de un Grand Slam se despidieron a la ronda siguiente. La única excepción, un tal Novak Djokovic en Roland Garros del año pasado.

EL DATO

Guido Pella tuvo su partidazo, pero no pudo con Feliciano López. El español ganó el partido más ajustado en más de 20 años del Abierto de Australia por 7-6(2) 6-7(4) 7-6(3) 6-7(8) 6-4. Fue la primera vez desde 1993 que se juegan cuatro tie breaks en un partido.

EL PUNTO

De ayer, este hermoso globo de Trungelliti contra Dimitrov.

El santiagueño todavía estaba caliente cuando lo entrevistó ESPN, pero seguro sacará muchas cosas positivas cuando pasen las horas de la mejor semana de su carrera.

LOS TIROS

Este recurso de Stanislas Wawrinka. De paleta.

Y la precisión del pibe Quentin Halys ante Djokovic.

LA RACHA

Victoria Azarenka sigue dominando en 2016. Cedió apenas tres games para pasar a la montenegrina Danka Kovinic y en lo que va del año está 72-20 en games ganados y perdidos.

LA PROMESA

Naomi Osaka tiene 18 años y eliminó a Elina Svitolina -18˚ preclasificada- para meterse en tercera rueda. La japonesa de padre haitiano que se entrena en Estados Unidos es uno de los prospectos que más llama la atención en la WTA y este puede ser su destape definitivo. Si no le preguntan a Marcos… Pueden conocer un poco más sobre ella en esta historia del NY Times (en inglés) .


EL VIDEO

Una vista a 360˚ de la sala de encordadores en el Melbourne Park -para verlo bien asegúrense de reproducirlo en Chrome.

RECOMENDADOS
Preparen el pochoclo, pidan helado o sírvanse un güisqui para para disfrutarlo como quieran, porque será una noche de lindos partidos.

  • Federer vs Dimitrov
  • Kyrgios vs Berdych
  • Radwanska vs Puig
  • Tsonga vs Herbert
  • Thiem vs Goffin
  • Delbonis vs Simon
  • Djokovic vs Seppi
  • Mladenovic vs Gavrilova
  • 2 Comments

    1. Más allá de que por varios momentos lo odiamos por sus cruces con los argentinos, en especial en aquella davis sobre césped, de visitantes, Lleyton me pareció un jugador genial. En el sentido contrario al de Roger: No parece tener un estilo lujoso, un golpe decisivo pero sin embargo, es un jugador completo, tenaz y de esos a los que nadie quiere enfrentar dado que te va a correr todas, te va a buscar, no te va a soltar y le tenés que ganar vos. El no pierde. Haber sido #1 con dos grand slam es muestra de su larguísima etapa de esplendor cuando era implacable y casi invencible.

      Respecto a su actitud y comportamiento, es más que criticable, aunque creo que con el tiempo se calmó.

      Uno podría decir que se fue apagando porque surgieron tenistas mejores, es cierto, pero sus lesiones debieran matizar esa idea y poner en el terreno de «lo que hubiera sido si…» de haber jugado más años en plenitud.

      Bien por los pibes, todas derrotas con jugadores superiores en ranking y experiencia. Delbonis quedará en una posición muy buena, con la posibilidad de jugar todos los torneos que quiera, salvo algún 1000 con cuadro corto (56 tenistas y corte en el puesto 40 y pico).

      Comment por marianonagy — 22 enero 2016 @ 11:25

    2. Lleyton… tremendo racista hdp!!
      Nunca nos bancamos ese maldito c’mon y durará por siempre la alegría que nos dió el Rey cuando te re cagó a palos en Sydney 2005 por Davis.
      Siempre me acordaré cómo mirabas al piso cuando te puteábamos como locos a cada momento en aquella serie de la Davis en Buenos Aires 2006.
      Siempre guardaré en mi memoria el aplauso entusiasta, largo y sincero que te dió la hinchada argentina cuando en 2006 te retiraste de la cancha … reconocíamos a un grande de todos los tiempos, aunque no te queríamos!!

      Comment por Marianiten — 23 enero 2016 @ 11:38

    RSS feed for comments on this post.

    Sorry, the comment form is closed at this time.