Fue buena

3 marzo 2016

Historias (no tan) paralelas

Filed under: Info — Marcos @ 10:27

Guido Pella y Jerzy Janowicz nacieron con seis meses de diferencia. Distintos en personalidad y estilos de juego. Luego de atravesar diferentes caminos, este fin de semana coinciden en Gdansk.

Los partidos de juveniles muchas veces quedan fuera del registro de enfrentamientos entre dos jugadores… Pella y Janowicz se cruzaron por primera vez hace ocho años en semifinales de Roland Garros junior. En ese momento, auguramos que el polaco (venció al bahiense y luego perdería en la final) sería otro de los jugadores indeseables en canchas rápidas que veríamos en los próximos años. Pella había vencido a Bernard Tomic en la ronda anterior y no pudo con el saque de Jerzy.

A partir de ese momento, las carreras de ambos tomaron rumbos distintos y hoy se han invertido los roles de protagonismo: el meterse más «rapido» no resultó determinante para una regularidad sostenida del polaco en el más alto nivel y Pella, luego de remarla varios años en los challengers, pasa hoy su mejor momento. A los 25 años.

En diciembre de 2012, Guido lograba el primer mojón de su carrera al meterse top 100 (primer argentino nacido en los ’90 en hacerlo) con el título en el Masters de Challengers en San Pablo.

Un par de semanas antes, Janowicz daba un batacazo que nadie esperaba al llegar desde la qualy a la final del M1000 de Paris Bercy (victorias ante Kohlschreiber, Cilic, Tipsarevic, Murray y Simon). En la final caería ante David Ferrer. El polaco pasaba de ser un «desconocido» a meterse 25º del mundo.

«Todavía no podemos creer lo que pasa, pero no lo creemos en serio, no es sólo decirlo. Estos jugadores a los que les gana sólo existían en televisión. Podíamos pensar que le ganaría a Kohlschreiber y a Cilic. Murray fue algo como ‘ok, ¿qué está pasando?’; Tipsarevic y hoy, increíble. No me sorprende que pase ahora, pero sí que pase tanto. No es suerte. Jerzy elevó su nivel», le decía el finlandés Kim Tiilikainen, entrenador en ese momento de Jerzy, al ex escriba de este blog.

Así analizaba para FueBuena en ese momento Pella el «salto» de su compañero de generación: «Hay que ver si lo puede mantener o no».

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

En 2013, vimos a Janowicz romperla en pasto (por primera hubo un polaco en semifinales de Wimbledon) y regalar sus zapatillas al público.

Pensábamos que había llegado para quedarse. En 2014, en un momento de calentura tras una serie de Davis, Jerzy reflexionaba sobre las presiones/expectativas y cómo el tenista va haciendo su carrera, con aciertos y errores, que surgen (para la mayoría) por esfuerzos personales, más que por consecuencia de la política deportiva.

Pella, por su parte, dejaba en ese tiempo de jugar al tenis. Necesitó un parate para reacomodar pensamientos. “El tenis me estaba haciendo mal y no me aguantaba ni yo. Me la estaba agarrando con todo el mundo, con mi familia, con mi entorno, con todos. Creo que frenar fue la opción más inteligente”, afirmaba.


Colchones Ortobom. No haremos el chiste fácil que esperan (?)

Luego de la mejor semana de su carrera en Río, Pella alcanzó su mejor ranking (41º) y debutará en la Davis. Janowicz, mientras tanto, lo verá desde el banco, lesionado. No es extraño que a un sudamericano le cueste más realizar su potencial, especialmente si lo comparamos con un europeo que tiene todo cerca (aunque en este caso, proviniendo de Polonia, no tantas posibilidades económicas).

Un nuevo capítulo de historias cruzadas de compañeros de generación, con final abierto.

1 comentario

  1. Aunque no se vea reflejado en los medios, porque obviamente a los jugadores no les gusta hacerlo público, ellos hasta los 22/23 años se fijan mucho en la evolución de sus compañeros y rivales de juniors. Conozco varios casos de sentirse frustados por ver a un tipo al cual le ganaban fácil hasta los 18 y posteriormente los supuestamente «inferiores» durante la adolescencia avanzan mucho más rapidamente. Igual queda claro que los plazos son diferentes para cada uno y más si tienen tranquilidad económica o no para jugar y si viven en el centro del circuito (Europa) o lejos en los países pariféricos. Y tambien todo es relativo, ya que hay proyectos que no evolucionan, se estancan, y no por no ser disciplinados o esforzados, sino porque su tenis no avanza y los que están a su cargo no consiguieron encontrarle la vuelta y otros que no eran nada de juveniles (muchas veces por falta de soporte económico) y despues se vuelven jugadores supercompetitivos. En fin, si existiera la fórmula no tendría gracia. Saludos.

    Comment por Gustavo L — 7 marzo 2016 @ 10:28

RSS feed for comments on this post.

Sorry, the comment form is closed at this time.