Fue buena

30 agosto 2020

I’ll be back

Filed under: General — TodosLosAutores @ 18:05

Todo marcha muy bien en la burbuja del US Open.

Regresó el tenis grande y hubo semanita cargada. Como para recuperar el ritmo. Por eso tamaño megapost, que se irá actualizando seguramente.

Debemos confesarles que el comité central de FueBuena tuvo largas noches de discusiones -con distancia social y tapabocas- en el sótano de la compañía (?). Noches que acompañan los estados emocionales en cuarentena que tenemos todos y todas.

Lo único que tuvimos en claro en estos meses es que dejaríamos de escribir mientras no hubiera tenis profesional, y no publicaríamos sobre cancelaciones de torneos o calendarios tentativos, porque se formaba un loop incesante de no-noticias y lo que ocurría en el mundo exterior al tenis era (es) mucho más grande que eso. Tampoco comentaríamos exhibiciones, por más revolucionarias que se pensaran. El ala más radical del grupo sostuvo que no debíamos volver a postear hasta que el tenis volviera con un circuito convencional, pero pasados los 100 días de pandemia se concluyó que lo «convencional» no existe más, que no sabemos cuándo termina el chiste este del virus y que estaba por empezar a jugarse un Grand Slam.

https://twitter.com/JeuSetMaths/status/1299788203843608579

Veremos cómo se va desarrollando el US Open, pero al menos un Masters 1000 terminó bien.

Novak Djokovic nos llevó un poco a esa vieja normalidad con su invicto extendido (23 partidos en 2020) y el título en Cincinnati. «Tenemos que acostumbrarnos a las nuevas condiciones», dijo el serbio. Nos acostumbraremos porque no es culpa del deporte, pero no normalicemos la burbuja, la falta de público, la ausencia de jueces de línea y un torneo que tuvo el nombre de una ciudad en la que no se está jugando. «Metí un passing-shot a la carrera en la línea y.. ¡sólo recibí silencio! Uno se alimenta de la gente. Eso a veces explica bajones en un partido», apuntó Andy Murray, extrañando su típica pose a puro «come onnnnnn» con boca bien abierta, en conexión con la tribuna.

El concepto de burbuja es real. Es como el juego infantil del Delegado (hola #exjoven), en el que no podías moverte por fuera de un área, que sino perdías. Hay chips que monitorean tus movimientos y «Social Distance Ambassadors«, patovas que controlan que no te acerques a otras personas.

Black Mirror, ya te siento.

Viva la alegría. ¡Viva! Este tweet parece un meme.

Poco le importa la cantidad de público a Vika Azarenka, quien no ganaba un título desde 2016 y consiguió, en Cincy, el primero como mamá. Después de sus problemas personales, qué le van a hablar de pandemias o de lo que ocurre en el mundo: de hecho, la bielorrusa ni quiso hablar de la suspensión de las actividades durante un día por la iniciativa de Naomi Osaka, después de un nuevo asesinato racial. Sólo tenis.

Para algunos y algunas, el parate pudo haber servido de reinicio. Una nueva normalidad, nueva vida. Ocurrió con Azarenka, también con Milos «El Rulo» Raonic, quien antes de la final de Cincinnati no podía competir durante varias semanas seguidas y en el falso Cincy estuvo a un set del título. Antes del regreso del tenis del tour más importante (que ocurrió con el WTA de Palermo), reflexionábamos sobre eso de arrancar de cero todos a la vez. En las mismas condiciones, con mucho tiempo para descansar, engordar, quemarse la cabeza, pensar en cuestiones existenciales y prepararse para torneos que se iban a hacer y se cancelaban. Más allá de lo físico y el ritmo de juego, ¿cómo afectaría el reseteo a la confianza de cada uno, al respeto al rival y al apego por el ranking, también al timming en los golpes en los puntos claves de un partido? ¿Podía ocurrir que alguno que venía en racha no meta una? Miren si aquella que quería retirarse encuentra triunfos y una segunda carrera…

https://twitter.com/TennisTV/status/1299797140273860615

Veremos qué ocurre en el US Open al mejor de cinco sets para ellos, lo que -comprobado estadísticamente- suele favorecer a los mejores. Raonic se anota entre los apellidos a tener en cuenta y encima ahora ganó más fans con un nuevo perfil «social» y esta respuesta a Fognini por las cargadas del italiano.

La pandemia trastoca todo. Osaka sintió que debía alzar la voz para defender la causa Black Lives Matter antes de su partido de semifinales, lo habló con su manager y contactaron a la WTA, que junto con la ATP decidió suspender el torneo un día (en coincidencia con lo que pasaba con la otra burbuja, de la NBA). Pensábamos que la movida podía trascender más tiempo, pero duró un día, y Naomi aclaró que no se bajó del torneo, que sólo no podía jugar al día siguiente.

El peligro

Imaginen a los organizadores de la burbuja del US Open en las semanas anteriores al torneo, mientras crecía el número de muertes por Covid-19 en Nueva York. Obvio, tienen un presupuesto gigante y objetivos primarios (no perder el dinero de la televisión, por ejemplo), por lo que se blindaron bien ante los probables casos dentro de la burbuja.

Les tocó a Guido Pella y Hugo Dellien, que debieron perderse el falso Cincy y no pudieron entrenarse en el centro Billie Jean King, por un supuesto caso de su preparador físico. El PF explicó los detalles en un vivo con BaTennis, afirmó que fue un falso positivo y que la cosa puede no terminar acá. La bronca no es sólo de ellos, sino de también colegas que saltaron a defenderlos como Shapovalov o Medvedev, entre otros. «Su preparador físico no fue testeado por segunda vez. Debían hacerle eso. El 99% de los jugadores piensan igual que yo», manifestó el ruso.

Este domingo se supo la primera baja del US Open un día antes de su comienzo: Benoit Paire también dio positivo y fue reemplazado por Marcel Granollers (entran los doblistas, no hay lucky-losers singlistas). A diferencia del caso del PF de Pella/Dellien, las 11 personas que tuvieron contacto con él fueron aisladas pero seguirán en carrera. Seguramente el tema siga. Algunos ya se habían «desmarcado», como Alizé Cornet, su vecina de habitación: «Yo no lo vi».

Esta situación nos hace pensar en los próximos días y los probables retiros de gente que haya jugado partidos. ¿El tenis sólo sería posible en una burbuja? ¿Aún así es imposible? Pensamos en la carrera entre el US Open y Roland Garros a ver quién la tiene más larga quién llega a la meta: hoy Francia registra un rebrote importante de casos del virus. Los Grand Slams suelen trabajar juntos pero el honor de ser el único que se complete en 2020 es un plus para el orgullo deportivo de un país (forma de pensar arcaica, ¿no?). Recordamos cuando, allá por marzo, todos concluíamos que el tenis sería el último deporte que volvería por su característica internacional.

En estas semanas también reflexionábamos sobre cómo tomaríamos a los campeones del US Open, Rolanga y el valor de estos torneos en la historia del tenis. Recordamos experiencias de los ’70 (épocas de profesionales y amateurs) y concluimos que un torneo que hoy parece «menor» por sus ausencias o circunstancias, luego aparece en los libros igual que cualquier otro. Aunque los campeones celebren con barbijo.

Una nueva Asociación

¿Buen o mal timming? Ustedes dirán.

Pequeño resumen introductorio:

  • Es histórica la división ATP-ITF.
  • También hace varios años que hay discusiones de reparto de dinero (en el US Open 2011, Roddick lideró una queja por considerar muy bajo el porcentaje de ganancias -13%- que recibían los jugadores).
  • También es histórica la diferencia entre los niveles mayores y menores del tenis profesional (lo contamos en nuestro podcast allá por 2015).
  • En el tenis, muchos somos monotributistas, independientes, y cobramos por producción.

No sabemos cuánto influyó la situación de Pella y Dellien, pero un grupo de jugadores liderados por Djokovic y Pospisil renunciaron al Consejo de la ATP (allí donde deliberan tenistas y torneos) para formar la PTPA (Professional Tennis Players Asociation). Según Nole, no es un sindicato sino una asociación, no habrá circuito paralelo ni boycotts, y están cubiertos legalmente. Veremos qué ocurre cuando planteen sus exigencias. En la foto que pretende ser icónica estuvieron Pella y Dellien, también Schwartzman.

Inmediatamente reaccionaron los circuitos y Grand Slams, también los dos tenistas más icónicos juntos: Federer y Nadal. Todos ellos opinan que no es momento para esto, que hay que apelar a la unidad y defienden a la actual conducción de la ATP, quien empezó con un Australia incendiado, siguió con el circuito suspendido por Covid-19 y ahora debe lidiar con esto.

Murray no firmó por ahora, quizá lo consideraría en un futuro si suman a los mujeres, lo cual Pospisil dijo que está en carpeta.

Recordarán esos tweets en la mitad de la pandemia, entre ellos de Roger, sobre unir el circuito masculino y femenino. Habrá más capítulos en esta historia.

Cambio de look

Recuerdan aquel Flushing Meadows que podía llegar a albergar pacientes con casos positivos de coronavirus y que sirvió para la redistribución de comida para los más necesitados en NY…

https://twitter.com/BlairHenley/status/1299476475566006273

Mañana, ese Flushing mostrará tenis en vivo con seres humanos que ya conocemos y un público virtual, como en el fútbol.

Los comienzos y una revancha

«Si Indian Wells puede ser cancelado, ¿hay eventos deportivos seguros?», preguntaba el New York Times el 9 de marzo.

¿Se acuerdan de esa cancelación por algunos casos en el Valle de Coachella? En ese momento era algo así como la bomba del año. Imaginamos lo difícil que fue para el director, Tommy Haas, quien no tuvo opción por las recomendaciones médicas oficiales.

En aquel momento nos parecía raro que se suspendieran torneos challengers por la mitad (ocurrió en Bérgamo) y no se completaran los cuadros. Las situaciones particulares de partidos inconclusos fueron noticia curiosa de medios no tenísticos.

Con la llegada de las cuarentenas, surgieron los vivos de Instagram, los «challenges» (uffff) y las preocupaciones por el futuro de los tenistas y miembros de la industria del tenis que estaban en situaciones difíciles o desesperantes.

Conocimos el increíble seguro de pandemia de Wimbledon que le permitió pagarles a los que habrían jugado, y la Federación Británica pudo hacer una donación fuerte a los que estaban involucrados. También se supo la movida de Roland Garros para moverse en el calendario e intentar salvarse del Covid-19.

En el medio de ese pandemonium prepandemia, una historia particular, la de Fede Coria: imaginen los años de deambular por futures y challengers para llegar al circuito grande a los 28 años y justo en el momento que podía entrar a un Grand Slam, se suspende el tour. El santafesino figuraba 104° y 100° en el ranking en vivo, justo en ese momento.

View this post on Instagram

Cuarentenis ☀️

A post shared by Fede coria (@fedecoria) on

Debió esperar, seguir entrenándose como podía y por fin tendrá su recompensa monetaria. Eso ocurrirá sí o sí, aunque el torneo se suspenda cuando publiquemos este post (?).

No todas son malas noticias.

2 Comments

  1. Interesante repaso, esta raro aun este circuito forzado. Nole, ni lerdo ni perezoso, suma. Esa pelea de slams va a ser lo único de lo que se va a hablar. pero bueno, no debe pasar nada extraño en el US open.. pero como que falta Federer.. y sin público. Ojala tengamos un mejor 2021. Si se va Federer, va a ser fuerte.

    Comentario by rubenprod — 31 agosto 2020 @ 03:10

  2. Es genial poder volver a leer a FueBuena después de tanta malaria en el tenis.
    1- En el futuro se va a considerar que estos GS son tan GS como los del 2019, 2018, etc. Pensar lo contrario es minimizar el esfuerzo de todos.
    2- Una verguenza que la USTA no haya seguido los protocolos que ella misma impuso a Guido y Hugo. Y quedó peor cuando Titán dio negativo (falso positivo). Garantizo que esto va a traer cola legal.
    3- La nueva asociación de jugadores de Djoko y compañia se debe principalmente a que sienten que la ATP representa demasiados intereses al mismo tiempo, organizadores, dirigentes, entrenadores, clubes, jueces, etc y que se olvidaron un poco de los jugadores. Lo de Guido y Hugo fue la gota que rebalsó el vaso. Y me saco el sombrero con Nole porque no tiene nada a ganar y mucho a perder. Está demasiado mal repartido el dinero (aunque las estrellas den el espectáculo sin la supervivencia del resto no habría torneos). Además hay se sienten muy desprotegidos en el caso de las apuestas y las amenazas por las redes sociales son constantes.
    Apuesto que si la nueva asociación (sindicato? aunque no les guste el nombre) si funciona mínimamente bien y con buenos objetivos va a tener el apoyo de 80 o 90% de los que no son top 50.
    No comento sobre la pandemia y las protecciones porque lo que se diga será siempre subjetivo de acuerdo al país, la edad y la situación en que se encuentre cada uno de nosotros.Solo sé que hacer una cuarentena muy larga solo sirve para prepararse mejor en términos de infraestructura. Después lo único que se hace es atrasar el momento del pico, nada más. Hasta que llegue una vacuna que realmente sea efectiva.
    Saludos a todos y feliz por la vuelta de FueBuena.

    Comentario by Gustavo L — 31 agosto 2020 @ 19:16

RSS feed for comments on this post.

Sorry, the comment form is closed at this time.